¿Qué son las micelas?

Las micelas son un conjunto de moléculas que permiten capturar en su interior la suciedad, contaminación ambiental, maquillaje y el sebo del rostro, y ser transportadas fácilmente en agua para su eliminación.

“Las micelas tienen una estructura compleja bipolar. Es decir, por un lado, atraen el agua; y por otro, la repelen”, dice Susana Cascales, dermoexperta de EBBE. “Esto les permite atraer las partículas de grasa como un imán y retirarlas por la acción repelente. Del mismo modo, eliminan todos los residuos que puedan quedar en el rostro, como la contaminación ambiental o el maquillaje que se acumula.”

Las micelas son las principales protagonistas de las exitosas aguas micelares.

¿Son iguales todas las aguas micelares?

Las soluciones micelares son la alternativa ideal al clásico dúo de leche desmaquillante + tónico. El agua micelar se adapta perfectamente a la rutina de higiene diaria, pues en una sola etapa limpia las epidermis más sensibles sin alterarlas.

Sin embargo, aunque a simple vista pueda parecerlo, no todas las fórmulas de aguas micelares son iguales. Existen muchos beneficios cosméticos distintos que harán que se adapten mejor unas fórmulas que otras a tu tipo de piel.

Las soluciones micelares EBBE son recomendadas por dermatólogos y han sido adoptadas por profesionales del maquillaje, especialmente porque:

  • Respetan el pH fisiológico. Limpian la epidermis gracias a sus potentes micelas derivadas de un éster del extracto de babassú. Alta tolerancia por la piel y testadas en pieles sensibles.
  • Contienen ácido hialurónico, para aportar hidratación a la par que se limpia la piel. Un beneficio, por cierto, realmente interesante para las pieles secas y las pieles atópicas.
  • Además, sus fórmulas están enriquecidas con extracto de regaliz para aportar calma y suavidad o, en el caso específico del Agua Micelar de pieles grasas, con un ingrediente activo sebonormalizante, el Capryloyl Glycine.
  • Formuladas, al igual que toda la gama EBBE, con agua de mar, preservando así la barrera hidrolipídica de la piel y aportándole todos los beneficios de la riqueza de sus minerales y oligoelementos.

Las aguas micelares EBBE (piel sensible y piel grasa) son, por tanto, fórmulas únicas que van más allá de un gesto rutinario de limpieza. ¡Activas por naturaleza!